|

El guitarrista profesional Gary Nuttall se va de gira con Palmer

 Es el mayor evento que se ha vivido en el estado federado de Hesse en 2017 y algunos fans acamparon frente al recinto del festival ya desde la noche anterior. El 19 de julio, Robbie Williams, uno de los más grandes artistas del mundo, se subió al escenario del estadio Commerzbank-Arena de Fráncfort. «The Heavy Entertainment Show» es el título de su álbum más reciente y así se denomina también esta gira.

Uno de los dos guitarristas es Gary Nuttall, el miembro más veterano de la banda ya que acompaña a Robbie en sus giras desde hace más de 20 años. Y desde principios de este año, Gary utiliza equipos de Palmer como parte de sus herramientas de trabajo: dos conmutadores TINO y un atenuador de potencia de 8 ohmios. El concepto y la implementación técnica de esta solución son ideas de Adam Birch, uno de los técnicos en el extenso equipo de Robbie Williams. En efecto, Adam se encarga también del sonido del bajista Jeremy Meehan tras bastidores.

«He empleado los equipos de Palmer anteriormente con frecuencia, porque tienen una calidad de fabricación extraordinaria y destacan sobre todo por su gran fiabilidad», explica el inglés Adam en la entrevista. Precisamente la fiabilidad es un factor esencial en una gira de dimensiones tan colosales como esta de Robbie Williams. Desde junio a septiembre se presentarán 34 espectáculos en numerosos países europeos. Por ello, uno no se puede permitir absolutamente ninguna avería o defecto en los equipos.

Escenografía limpia
En el estadio Commerzbank-Arena de Fráncfort, los equipos técnicos están situados en su gran mayoría detrás del escenario; por tanto, invisibles para el público y ocultos tras la gran pared de vídeo que se extiende a todo lo ancho del escenario. Ahí tenemos todo bajo control, como explica Adam. «The whole world is behind the big video wall» (El mundo entero está detrás de la gran pared de vídeo), estas son las palabras con las que Adam describe el complejo mundo de posibilidades entre bastidores. Este concepto técnico asegura una escenografía limpia y deja espacio libre para los protagonistas del espectáculo. Al fin y al cabo, además de la superestrella, actúan también la gran banda de músicos, las coristas y las numerosas bailarinas. Por este motivo, no solo en la amplificación del sonido de las guitarras se ha omitido el uso de pantallas live. Se han dejado tan solo dos cajas de altavoces individuales de 4×12 a la derecha y a la izquierda del escenario. Una de estas cajas es para Tom Longworth, el segundo guitarrista, quien con ella solo monitorea el sonido de su guitarra; mientras que la otra sirve para transmitir la señal auténtica para Gary Nuttall. Para dar gran variedad al sonido de la guitarra, Gary utiliza dos amplificadores a válvulas diferentes, con el doble rectificador de Mesa Boogie y el amplificador AC 30 de VOX, entre los cuales conmuta sin cesar. Así puede aprovechar lo mejor de ambos conceptos de amplificación, que son tan diferentes en el plano acústico. Es ahí donde entra en juego el conmutador TINO de Palmer.

Palmer TINO: dos amplificadores a válvulas en una sola caja de altavoz
La solución de conmutación TINO permite utilizar de forma alternada dos amplificadores en una sola caja. En ese caso, no importa si se usan amplificadores a válvulas o amplificadores a transistores. El selector de amplificador de dos canales enruta la señal de la guitarra al amplificador deseado; en paralelo, con el fin de evitar señales de interferencia no deseadas, la señal de entrada del amplificador no utilizado se «cortocircuita» (como si se hubiese girado la rueda del potenciómetro de la guitarra completamente hacia la izquierda). El búfer integrado convierte la impedancia para que la señal de guitarra de alta impedancia sea menos susceptible a las interferencias. De forma paralela a la conmutación de la señal de la guitarra, la salida del altavoz del amplificador silenciado se vincula con una carga ficticia (dummy load). De esta manera se logra que sobre todo los amplificadores a válvulas estén absolutamente protegidos del peligroso funcionamiento sin carga.

Caja de carga de Palmer: saturación total con bajo volumen
Con el fin de que Gary tenga «buenas sensaciones» al tocar la guitarra en el escenario, tiene cerca una caja de altavoz de 4×12 pulgadas que recibe la señal de guitarra. «Así Gary siente al menos un poco el movimiento del aire de los cuatro altavoces», afirma Adam con una sonrisa. Considerando que los volúmenes demasiado elevados en el escenario son en principio un problema en los espectáculos en directo, en particular cuando los amplificadores a válvulas funcionan hasta la saturación, Adam en su calidad de técnico ha suavizado con un atenuador de potencia PDI06L08 de 8 ohmios de Palmer la señal del respectivo amplificador de guitarra que llega a la caja de altavoz. De este modo, es posible crear un sonido integral sin adulteraciones, incluso con un volumen aceptable. En este caso, la caja de carga de Palmer se activa entre la salida del amplificador y la caja de altavoz. Al llegar a la saturación total del amplificador se puede reducir el volumen en seis etapas de 100 a 18 %. Una etapa subsiguiente silencia incluso el altavoz por completo; el PDI06 funciona entonces como caja de carga y absorbe toda la potencia que suministra el amplificador. Para los amplificadores de Gary, el atenuador de Palmer está ajustado al 70 %.
A diferencia del conmutador TINO, el atenuador PDI06L08 está relativamente oculto en la parte posterior del rack. «Claro, normalmente no tenemos que acercarnos a él», asegura Adam, «una vez que lo he ajustado, me puedo fiar de la caja de carga de Palmer».

«Hasta ahora, Gary no se ha quejado de su sonido, lo que para mí es un excelente rasgo de calidad en cualquier equipo», afirma encantado este técnico. «Los equipos de Palmer han brindado hasta ahora magníficos resultados durante toda la gira, porque todo funciona como debe hacerlo y no se ha detectado ninguna alteración en absoluto en el sonido de la guitarra.»

De igual manera, Gary está muy satisfecho con su actual equipamiento de gira. Al respecto, él confía ciegamente en Adam y en Andy, su técnico personal. Robbie Williams combina diferentes estilos musicales; por este motivo, Gary, su acompañante durante tantos años, es extraordinariamente flexible en su forma de tocar, si bien personalmente prefiere la música rock ‘n roll, «al estilo de Elvis Presley o Chuck Berry».

Dicho sea de paso, en esta gira todos los sistemas son redundantes, es decir, siempre hay dos unidades de cada sistema o componente, para poder utilizar inmediatamente la segunda unidad en caso de alguna avería en la primera. Esto es lo que ocurre también, por ejemplo, con los equipos de Palmer y los amplificadores de guitarra. Tampoco uno se puede permitir actuar de otra manera en un espectáculo de estas dimensiones con una plantilla de más de 80 personas que se traslada constantemente de un lugar a otro. Incluso hay un segundo escenario completo, con todos sus componentes técnicos. Mientras los fans están disfrutando en grande del espectáculo en una ciudad, es probable que el segundo escenario esté siendo trasladado por carretera a la siguiente o que ya se esté montando ahí en ese mismo momento. También en este caso es acertado el nombre de esta gira de Robbie Williams: «The Heavy Entertainment Show».

Palmer es una marca registrada de Adam Hall Group.

Más información en la siguiente página web:
www.palmer-germany/PTINOS
www.palmer-germany/PDI06L08

Artículos relacionados

Artículos recientes

Escribir un comentario

No es posible comentar este artículo.